viernes, 19 de mayo de 2017

EL FRANQUISMO (IV): DESARROLLISMO Y CRECIMIENTO ECONÓMICO

   Para finalizar con el tema del Franquismo veremos ahora la segunda etapa dentro de la dictadura. Sin poder calificarla en modo alguno como Dictablanda (como la de Berenguer) puesto que en sus aspectos más represivos continuó practicando la violencia contra todo tipo de oposición democrática y minorías como gitanos u homosexuales, así como la censura y el control ideológico por parte de la iglesia católica, es cierto que a partir de finales de los años 50 y la década de los 60 se produce un notable cambio fruto de un gran desarrollo económico ( El Desarrollismo) que genera una amplia clase media, sostén de todo régimen político, y que el régimen ya no practica una política totalitaria, como al principio de su existencia.  Franco es una especie de líder supremo incontestable, al que todas las FAMILIAS del régimen respetan, y que evita que se enfrenten entre sí. Al final de la dictadura, se nombrará un Presidente del Gobierno (Almirante Luis Carrero Blanco), liberando al tirano de esa pesada carga, dedicándose por entonces a labrar la imagen de venerable ancianito que cuida de sus nietos y que caza y pesca, siempre publicitado por el NODO y la prensa. En este sentido destaca "El Parte", que eran las únicas noticias que podían emitir TODAS las cadenas de radio, que conectaban con Radio Nacional para que el gobierno de la dictadura nos contase sus noticias, censurando todo aquello que  no le convenía.

Es la época en que, paradójicamente aumenta el paro, fruto de los Planes de Estabilización, y millones de españoles deben salir a buscar trabajo al extranjero. Estos emigrantes envían divisas al interior, lo que junto a los préstamos de EE.UU, ayuda a salir del estancamiento al que las políticas económicas falangistas habían conducido al país. Además comienza a llegar inversión extranjera, sobre todo, gracias al desarrollo del turismo a gran escala ( propaganda de "España es diferente", obra del ministro de Información y Turismo, Manuel Fraga). El contacto con otros estilos de vida y el acceso a la universidad de muchos jóvenes facilita un cambio en las costumbres sociales que conduce a la aparición de una sociedad más laica y abierta sobre todo en las capitales y, al mismo tiempo, menos dispuesta a mantener a la propia dictadura. 


Por otro lado la OPOSICIÓN política en el exilio se reorganiza y planta cara al régimen, creándose la Junta Democrática de España ( en la que participa el Partido Comunista y seguidores de Don Juan de Borbón) y después la Plataforma Democrática (liderada por el PSOE) que confluyó en "Coordinación Democrática", conocida como la "Platajunta", coordinada por el abogado Antonio García-Trevijano y que proponía una RUPTURA DEMOCRÁTICA, es decir, caminar hacia un futuro proceso constituyente sin contar con representantes del "movimento", el partido único, y en el que se consultase en referéndum la forma de estado (Monarquía o República) cuando se produjese el HECHO BIOLÓGICO (así se llamaba a la inevitable muerte del dictador, asumido ya que jamás podrían derrocarle en vida).

miércoles, 17 de mayo de 2017

EL FRANQUISMO (III): AUDIOVISUALES. EL NO-DO

¿Qué era el NODO?. Posiblemente a la mayoría os suene a chino pero tenéis que saber que vuestros bisabuelos, abuelos e incluso vuestros padres tuvieron que ver obligatoriamente el NODO cuando iban al cine. Era obligatorio para todas las salas ofrecer este mini noticiario (NO-DO es el acrónimo de Noticiarios y Documentales). A continuación  os muestro algunas imágenes de este noticiario del régimen, la única fuente de información audiovisual para generaciones enteras de españoles. Es de destacar que ofrecía una imagen subjetiva, favorable a la dictadura y es un claro ejemplo del control propagandístico sobre la población. La censura, aplicada por la dictadura y ejecutada por la iglesia católica, lo impregnaba todo. Saber de verdad lo que estaba pasando era casi imposible y algunos conectaban la radio en onda corta y escuchaban noticias emitidas en español desde el extranjero.






En este enlace tenéis TODO el NO-DO:

http://www.rtve.es/filmoteca/no-do/

sábado, 13 de mayo de 2017

EL FRANQUISMO (II): LAS LEYES FUNDAMENTALES



 Trabajaremos sobre los textos históricos las 7+1 Leyes Fundamentales del franquismo. La "Ley para la reforma política", aprobada por las cortes franquistas, es la última de ellas pero no correspondería en puridad al tema del Franquismo pues constituye la primera ley de la Transición, el siguiente tema. Por tanto sería la última y la primera a la vez. Queda para el siguiente tema. Ahora veremos TODAS las Leyes Fundamentales del Reino, tal y como se recogía en el manual editado para la "delegación nacional de la juventud" del Movimiento.




    Francisco Franco era muy reacio a fijar en exceso y en detalle las atribuciones del poder y se opuso frontalmente a una constitución que recordase el periodo liberal. Cuando se decidió a institucionalizar su gobierno personal, fue en respuesta a acontecimientos externos y a presiones de quienes querían asegurarse la continuidad del franquismo en España.  


 Este esquema cronológico las resume visualmente:







a) El Fuero del Trabajo. En 1938, durante la Guerra Civil, Franco decretó el Fuero del Trabajo, que articulaba las relaciones del mundo del trabajo y establecía los fundamentos sobre los que se organizaría la economía del nuevo Estado. La discusión del texto, inspirado en el modelo fascista italiano, fue dura, consiguiendo los grupos tradicionalistas y monárquicos imponer sus puntos de vista, que representaban intereses agrarios, industriales y financieros, frente a las intenciones nacional-sindicalistas de los miembros más críticos de Falange. El triunfo del sector conservador supuso la adopción de un modelo económico capitalista, sin los "defectos" del sistema liberal, es decir, con la prohibición de las libertades sindicales. Un apéndice del Estado, el sindicato único obligatorio, entregado a la Falange, se encargaba del encuadramiento laboral, pero no del diseño de la economía, como pretendían los nacional sindicalistas. 




 b) La ley Constitutiva de las Cortes. La ley constitutiva de las Cortes fue promulgada en 1942, aconsejada por la evolución del conflicto europeo, que ya empezaba a decantarse a favor de las democracias occidentales. Con esta ley, el régimen convocaba a "la participación del pueblo en las tareas del Estado" mediante la institución de una Cámara "representativa" compuesta por más de quinientos procuradores en Cortes, la mayoría de los cuales lo eran de oficio y cincuenta designados directamente por Franco. Los procuradores de oficio procedían de cargos institucionales o en cuyo nombramiento intervenía el Estado, como jerarquías del Sindicato o de la Falange, obispos, rectores de Universidad o miembros del gobierno. La elección nunca fue directa, salvo a partir de 1968, cuando se permitió elegir un tercio de procuradores de representación familiar. Nada en la ley hacía pensar en un régimen parlamentario, cuando, además, las Cortes carecían de iniciativa y solo podían aprobar la legislación presentada por el ejecutivo.


 c) El Fuero de los Españoles.
 Terminada la Segunda Guerra Mundial, Franco publicó en 1945 el Fuero de los Españoles, como otra operación de maquillaje del régimen ante las exigencias democráticas de los vencedores. Solo en apariencia era una declaración de derechos, pues el texto insistía, sobre todo, en los deberes de los españoles y en la estructura autoritaria del Estado. La propaganda gubernamental sobre el Fuero intentó hacerla pasar por una verdadera constitución que reconocía las libertades políticas. Pero, en realidad, el texto proponía un sistema político autoritario de carácter confesional con derechos limitados y sólo aprovechables por quienes no se oponían al régimen. 


 d) La Ley de Referéndum. El mismo año 1945, el Fuero de los Españoles fue completado por la Ley del Referéndum, que pretendía mostrar que en España estaba reconocido el sufragio universal. La "democracia" orgánica y corporativa que establecía el Fuero no podía ser equiparada en ningún caso con las constituciones liberales y burguesas occidentales, pero había que disimular el grave vacío del derecho al voto individual. Así, la Ley del Referéndum establecía que los españoles podían ser consultados individualmente en forma de plebiscito nacional, siempre por decisión de Franco y para someterles cuestiones de Estado.



 e) La ley de Sucesión. Tras diez años de vida del régimen, sus ideólogos pensaron que había llegado el momento de establecer un sistema de sucesión a la jefatura del Estado. En su opinión, el franquismo debía ser considerado un régimen de excepción irrepetible, sobre todo por las condiciones personales del líder, pero no extinguible, sino reproducible en el tiempo gracias al mantenimiento de las leyes fundamentales. Ahora, en 1947, cuando la autoridad de Franco se había impuesto sobre los vencedores -falangistas, católicos o monárquicos- de la guerra se abordaría el problema de la continuación del franquismo sin Franco. Con este objetivo, la Ley de Sucesión en la Jefatura del Estado fue sometida a referéndum y aprobada en uno de los "pucherazos" de la historia del régimen por más del 93 % los votos, con sólo una abstención del 18%. La Ley aprovechaba para establecer o consolidar un conjunto de principios y eliminar su definición nacionalsindicalista: España era un Estado católico, social y representativo, que se declaraba Reino de acuerdo con su tradición monárquica. A Franco se le confirmaba como jefe vitalicio del Estado y se le reservaba el derecho de nombrar sucesor.

 f) Ley de Principios del Movimiento Nacional. En 1958, sin deliberación previa en las Cortes, Franco promulgó la Ley de Principios del Movimiento Nacional. La ley suponía la incorporación institucional de la doctrina falangista y el reconocimiento de Falange Española Tradicionalista (FET) como único partido, pero apenas tuvo incidencia en la vida política del Estado ni sirvió para frenar algunas orientaciones nuevas del gobierno aparecidas en 1957.  Todos los altos cargos civiles o militares pasaran a ser considerados miembros natos del Movimiento y que los funcionarios públicos quedasen obligados a jurar sus principios fundamentales.



 g) La Ley Orgánica del Estado (L.O.E.). Después de otro periodo largo sin leyes fundamentales, a mediados de los años sesenta, el régimen tratará de responder al desarrollo material del país con un simulacro de actualización de su entramado legislativo. Una nueva ley buscará esa limpieza de imagen ante la realidad de una Europa próspera que envía sus turistas a un país necesitado de modernizar sus estructuras políticas. Publicada y sometida a referéndum en diciembre de 1966, la Ley Orgánica del Estado pretendía ser una refundación legislativa del franquismo mediante la unión de elementos dispersos de textos fundamentales anteriores y la depuración de algunas de sus connotaciones totalitarias. Esta ley introdujo algunas novedades funcionales, como la separación de los cargos de jefe del Estado y presidente del gobierno, aunque este no se cubrirá hasta 1973 (Carrero Blanco, Presidente). Muy penoso les resultó a los españoles el estado de indefensión e inseguridad jurídica al que los sometió el régimen a pesar de algunas de las afirmaciones de sus siete leyes fundamentales. Todos aquellos principios que suelen considerarse constitutivos de un Estado democrático, como separación de poderes o vida judicial normalizada, fueron ignorados por las leyes franquistas. En su lugar existió un control confesado del ejecutivo sobre el legislativo y del jefe del Estado sobre ambos y, a su vez, todo el entramado judicial se hizo depender de los ministerios. Por otro lado, la existencia de tribunales de excepción, es decir, de las jurisdicciones especiales, rompía el principio de igualdad ante la ley y negaba el Estado de derecho

 

  Una de las libertades más perseguida por un tribunal de excepción, el de Orden Público (TOP), fue la de reunión, que, junto con la de expresión, se consideraba peligrosa y atentatoria contra la seguridad del Estado. Todas las reuniones públicas necesitaban autorización oficial, excepto aquellas de menos de veinte personas. 




Fuente: Historia de España. Anaya.

sábado, 6 de mayo de 2017

EL FRANQUISMO (I)

  Comenzamos el penúltimo tema del curso de 2º de Bachillerato, La dictadura franquista, en su primera fase. Como siempre, comenzamos presentando el correspondiente Eje Cronológico y una presentación del Tema, que sigue el manual que manejamos en clase. 

ANTECEDENTES:

    Hay que conocer muy bien los antecedentes del Franquismo: la II República y la Guerra Civil. Sin ella no hubiera existido esta dictadura, que nace precisamente del Golpe de Estado contra la legalidad republicana del 17 y 18 de Julio de 1936. En las zonas donde triunfa el golpe se establece, tal y cómo el General Mola señalaba en sus "instrucciones reservadas", una "dictadura militar" que lleva a cabo una actuación "extremadamente violenta" contra los opositores al "glorioso alzamiento nacional", en sus palabras. En seguida se detienen y ejecutan a muchos simpatizantes de la república y, en concreto, de los partidos y sindicatos de izquierda, que formaban parte del Frente Popular, coalición electoral que había obtenido la victoria en las elecciones de Febrero de 1936.  

   En poco tiempo, en la España controlada por los rebeldes, autodenominados "nacionales", revestidos del apoyo de la Iglesia Católica, se establece en Burgos una Junta de Defensa que centraliza y controla todas las actuaciones. Poco después, uno de los líderes del golpe, pero no el destinado en principio a dirigir el "movimiento", el general Francisco Franco, ascenderá al liderazgo del bando fascista, consiguiendo su nombramiento como Jefe del Estado y Generalísimo de los ejércitos (octubre de 1936), acumulando un poder que jamás le será arrebatado, pese a cierta oposición de algunos de sus compañeros de armas.

 Por tanto el Franquismo comienza prácticamente con el alzamiento, al menos en sus caracteres de dictadura desde el mismo inicio de la Guerra de España en una parte del país en dónde no hubo Guerra, pues triunfó el Golpe de Estado.







   La dictadura suprimió la Constitución democrática de 1931 y gobernó sin una Constitución. Lo que hizo fue aprobar las Leyes Fundamentales, un conjunto de normas que gobernaron España hasta el final de la dictadura. Aquí tenemos un esquema de todas. A lo largo del tema iremos viendo fragmentos de fuentes primarias de estas normativas legales. Con ello se establece el sistema de gobierno conocido como Nacional-sindicalismo y, por la inmensa influencia de la Iglesia Católica, Nacional-Catolicismo.



  Vemos también algunas imágenes ilustrativas de este primer franquismo, en palabras del escritor Juan Eslava Galán, "los años del miedo". Una época de dictadura totalitaria, al menos hasta el final de la II Guerra Mundial, de una gran represión contra los perdedores, los que no tuvieron oportunidad de escapar hacia el exilio, muy lejos de aquella concordia reclamada por el Presidente de la República Manuel Azaña: Paz, Piedad y Perdón. Franco no quiso ni hablar de ese asunto. Ni hubo Paz (pues la guerra continuó hasta el exterminio de toda oposición, incluida la guerrilla que siguió combatiendo tras el final de la guerra, el MAQUIS), ni Piedad ni Perdón.  Además la política económica falangista, de inspiración fascista, estuvo basada en la AUTARQUÍA, lo que provocó una época de hambrunas, en dónde hubo que establecer cartillas de racionamiento para la mayoría de la población con menos recursos, pues los ricos podían abastecerse en el mercado negro, el "estraperlo". Una época  muy gris de nuestra historia pero que debemos conocer en profundidad.


























jueves, 4 de mayo de 2017

La II República y la Guerra Civil. Documentos para el estudio

   Aquí os dejo algunos documentos, fuentes primarias y secundarias, para el estudio de este tema que os podrán ayudar también de cara a la temida PAU. Espero que sepáis aprovecharlos:


EJE CRONOLÓGICO DEL TEMA







 ESQUEMA DEL TEMA

IMÁGENES Y DOCUMENTOS DE LA GUERRA DE ESPAÑA


EL ASESINATO DEL TENIENTE CASTILLO Y DEL LÍDER DE LA EXTREMA DERECHA JOSÉ CALVO-SOTELO TENSÓ MUCHO MÁS LA SITUACIÓN DE PREGUERRA CIVIL QUE SE VIVÍA EN EL PAÍS DESDE FEBRERO

LA VICTORIA DEL FRENTE POPULAR EN LAS ELECCIONES DE FEBRERO DE 1936




SITUACIÓN DE ESPAÑA TRAS EL FRACASO DEL GOLPE DE ESTADO. UN PAÍS DIVIDIDO.



EMILIO MOLA, EL "DIRECTOR" DEL GOLPE DE ESTADO

LAS TROPAS DE LA LEGIÓN Y LOS MOROS A LA ORDEN DE FRANCO PASAN DESDE ÁFRICA A LA  PENÍNSULA CON LA AYUDA DE LOS NAZIS

EL GOLPE DE ESTADO A PUNTO DE TRIUNFAR EN SEVILLA


FRANCISCO FRANCO HACIÉNDOSE PUBLICIDAD TRAS LA LIBERACIÓN DEL ALCÁZAR

CARTEL PROPAGANDÍSTICO DEL EJÉRCITO POPULAR REPUBLICANO


 LA VIDA EN LA RETAGUARDIA REPUBLICANA






 



BOMBARDEOS FASCISTAS SOBRE ALICANTE

EVOLUCIÓN DE LOS FRENTES DE BATALLA   






LA BATALLA DEL EBRO
    
EL BUQUE STANBROOK ABANDONA EL PUERTO ALICANTINO CON MILES DE REPUBLICANOS QUE HUYEN DEL FINAL DE LA GUERRA